Saltar al contenido

Impacto de las redes sociales en 2020 – Instagram y Facebook en la mira este año

mayo 22, 2020

El impacto de las redes sociales Instagram y Facebook ha sido estudiado desde hace algunos años. A la fecha, se ha demostrado los efectos que tiene en tu salud la obsesión de un “like” y de vivir bajo estas etiquetas digitales. Este 2020 estos 2 colosos siguen dominando las redes, sin embargo, veamos algunas premisas bajo las que deberán regirse para garantizar el bienestar mental de sus seguidores.

impacto-de-las-redes-sociales

El trasfondo actual de las redes sociales Facebook e Instagram

Muchas redes sociales, incluyendo a Facebook e Instagram se hicieron del mundo entero bajo muchísimo trabajo de investigación tras de ellas. Cientos de estudios fueron auspiciados por estas para demostrar como afectaba positivamente cada uno de sus elementos en la estimulación y generación de dopamina en el cerebro.

Facebook ha sido el rey hasta el momento en esto, junto con su hermana Instagram, pero también las demás redes han hecho lo mismo. Pues bien, hoy en día se sabe que gran parte de estos estudios lo que lograron fue engañar a las personas a cambio de sus datos privados. Gracias a esta información, ganan gigantescas cantidades de dinero.

Así es, y lo peor es que les suministramos estos datos cuando conscientemente publicamos un estado, damos un like o subimos imágenes con metadatos o descripciones. La realidad es que etiquetas como el “Me gusta” han generado una tremenda adicción en los usuarios, que a su vez mantiene a la gente prendida de las redes ¿No parece casual?

El impacto de las redes sociales en la población joven

A los expertos en materia de salud les preocupa mucho la cantidad creciente de personas adictas a las nuevas tecnologías. Y gran parte de la culpa la tienen las redes sociales, mayormente en la población joven del planeta.

El impacto de las redes sociales en la adolescencia es tan fuerte que en muchos países se han tenido que aumentar la cantidad de centros de rehabilitación para esta adicción. Por eso, este año se llevan a cabo más estudios sobre el impacto de Facebook e Instagram sobre la salud mental de jóvenes entre los 16 y 24 años.

¿Por qué este rango de edad? Principalmente, porque estas son las edades del grueso de los usuarios de estas redes. Seguido a esto, se contempla que estas son las edades cruciales para el desarrollo emocional y psicosocial de un individuo.

impacto-de-las-redes-sociales

Lo que los estudios han revelado hasta ahora

Muchas universidades han auspiciado estudio sobre este tema tan popular. Una de ellas, Harvard, ha determinado el efecto negativo de las redes sociales. Valiéndose de neuroimágenes podían saber lo que ocurre en los cerebros de quienes usaban medios como Instagram o Facebook.

¿A qué conclusiones llegaron? En sus reportes informaron que mostrar fotos y hablar de uno mismo en dichos medios fomenta la actividad cerebral en ciertas regiones, específicamente, influye en el sistema mesolímbico, el núcleo accumbens y el área tegmental.

Estos elementos forman lo que se conoce como el “circuito de recompensa” es decir el sistema de estímulo-respuesta que da placer al individuo. Cabe decir, que es este mismo circuito el que está implicado en todas las adicciones, incluidas las drogas, el sexo, las redes, entre otras.

Cuando se publican fotos, pulsas el corazón y haces “like” se desencadena el aumento y liberación de dopamina, el neurotransmisor que actúa sobre el circuito de recompensa que produce placer. En otras palabras, esto tiene el mismo efecto que hacen las nocivas sustancias adictivas.

Es por esa razón que el cerebro querrá cada vez más y más, creando problemas graves de adicción que tienen que tratarse tal cual como el alcoholismo u otras drogas más devastadoras. El proceso para detoxificar a un adicto del impacto de las redes sociales es apartándolo de su adicción y mantenerlos realizando labores como la cocina o jardinería, para centrar su mente en otras cosas.

Instagram se siente culpable y responde eliminado filtros

Instagram, consiente de las consecuencias a la adicción a las redes sociales ha tomado medidas drásticas en su funcionamiento. Una de ellas ha sido eliminar los likes para tratar de minimizar la ansiedad que genera esta plataforma. Pero otra más reciente es la de eliminar  algunos filtros con el fin de proteger la salud mental de sus seguidores.

Hace pocos meses, Instagram y Facebook anunciaron que harían un experimento para ver la reacción de sus seguidores a una vida sin “me gusta”. Esta medida se puso en marcha para aplacar el impacto de las redes sociales en las personas y la presión de contar con estas etiquetas digitales para considerarse exitosas.

De ahí que en algunas zonas del planeta como en Australia, Irlanda, Brasil, Japón, Italia, Nueva Zelanda y Canadá  los “likes” han desaparecido de estas plataformas. Y aunque parece paradójico, esto en vez de tener una buena acogida más bien ha despertado malestar entre quienes usan estos medios de difusión.

Se eliminan filtros que promueven la cirugía estética

Con el boom de los filtros de realidad virtual que se basan en el embellecimiento ha quedado manifiesto que el baremo de Instagram en cuanto a esto es la perfección de la imagen estética. Desde entonces, se le ha atacado demostrando que tales filtros promueven de forma directa o indirecta la cirugía estética extrema.

Médicos de revistas especializadas denuncian que la autoestima de los usuarios está siendo directamente afectada por la imagen distorsionada que ofrecen las máscaras digitales que se aplican con los filtros. Según los estudios en centenares de pacientes, el uso de estos filtros crea un sentimiento de inconformidad con su cuerpo en el mundo real. Por lo que el pensar de muchas de estas personas fue acudir a la cirugía estética.

El impacto de las redes sociales es mayor cuando se trata de estos filtros de embellecimiento. Entre las cosas que producen son ojos más brillantes, finamente maquilados, con pestañas de diva. Además, pone los labios más gruesos y espectacularmente definidos, afinan la nariz y remarcan los pómulos, todo para crear supuestamente el rostro perfecto.

Todo esto ha creado una obsesión por lograr el rostro perfecto que ha sumido en el olvido las fotos donde se aprecia la belleza natural de muchas usuarias. Sin duda alguna, el efecto de las redes sociales ha trastornado el concepto mismo de la belleza, y por eso Instagram está buscando subsanar las críticas que amenazan su existencia.

El impacto de las redes sociales como Facebook e Instagram seguirá siendo el tema de estudio esté 2020. Tanto por parte de los detractores del uso de estos medios electrónicos como por parte de los fundadores de los mismos.